;

domingo, 13 de diciembre de 2009

EL Informe de Evaluación Neuropsicológica


El informe es una exposición meticulosa y precisa de lo observado en las entrevistas de evaluación, con la finalidad de transmitir al destinatario los resultados, conclusiones y sugerencias en base a los datos obtenidos y al análisis realizado, conforme a un marco teórico de referencia. El informe tiene diversos propósitos. En principio, permite llevar un registro del rendimiento y estado cognitivo del sujeto, el cual sirve tanto a laos fines clínicos como experimentales. Por otro lado, es una herramienta útil para guiar, en forma sistemática, la “devolución”. Finalmente, es el documento que se va a entregar al paciente o, en caso de que este haya sido derivado, al medico a cargo; por consiguiente, debe estar redactado en un lenguaje comprensible, con los términos técnicos, si los hubiere, acompañados de las explicaciones y fundamentos teóricos que le sustenten.

Estructura y contenido del informe:

El contenido del informe variara en razón al motivo por el cual fue solicitada la evaluación, diagnostico diferencial, seguimiento, investigación, plan de rehabilitación, etc.

Habitualmente se prefiere agrupar los resultados de acuerdo a las áreas involucradas (memoria, atención, lenguaje, etc.), lo que permite elaborar el perfil cognitivo del paciente, planificar estrategias de intervención y monitorear los cambios a lo largo del tiempo.

Existen dos tendencias con respecto de la cantidad de datos que deben incluirse en el informe neuropsicológico. Por un lado, están quienes piensan que lo fundamental es describir el rendimiento cognitivo, detallando el estado de cada una de las funciones evaluadas, pero sin mencionar los puntajes, salvo en aquellos casos que expresamente lo soliciten. Por otro lado, ciertos autores sostienen que a la importancia que adquiere la estandarización y normatización de las técnicas neuropsicológicas en el momento de programar la evaluación los puntajes resultan fundamentales y si debería incluirse. Sin embargo y teniendo en cuenta ambas tendencias, el informe consta de las siguientes secciones como regla:

1. Encabezamiento.- es la primera parte y habitualmente contiene:

Datos del paciente: nombre y apellido, edad y escolaridad.

Motivo de la evaluación y si hubo evaluaciones previas.

Nombre del examinador

2. Métodos: enumeración (y si fuera necesario la descripción) de los procedimientos o técnicas utilizadas.

3. Resultados: exposición ordenada y detallada de los datos obtenidos (de acuerdo a la lógica proveniente del marco teórico utilizado), a partir de las pruebas explicitadas en el punto anterior. En caso de ser una reevaluación, comparar los resultados con los previos.


4. Conclusiones: parte final del informe, en la que se resumen los hallazgos que surgen del análisis de los datos.


Es necesario recordar que la evaluación neuropsicológica colabora y/o corrobora el diagnostico, por lo que los resultados deben ser interpretados tanto en el contexto de la historia clínica como del examen neurológico. En el análisis de los resultados, es importante estudiar e incluir el funcionamiento basal (premórbido) del sujeto, a fin de poderlo comparar con el actual. En general para calcular la inteligencia premórbida se utilizan las capacidades mas resistentes y/o menos vulnerables a las disfunciones cognitivas, como las pruebas de vocabulario y de otras habilidades verbales relacionadas: test de lectura, sub-ítems verbales del WAIS, que nos van a indicar el nivel intelectual que alcanzo el sujeto. Se calcula entonces, a partir de la puntuación mas lata y se comparan con ella todas las demás puntuaciones obtenidas por el paciente. El informe, por lo tanto, debe incluir una opinión en lo que concierne a:


1. El estado cognitivo actual representa una declinación respecto a un nivel anterior.

2. Los elementos que puedan colaborar a esclarecer si esta declinación responde a factores orgánicos, funcionales o emocionales

3. El impacto de las alteraciones en las actividades de la vida diaria.

BIBLIOGRAFIA:

Extraído del libro “Evaluación Neuropsicológica” (2008). Debora I., Marina A., Drake y Paula Harris. Buenos Aires: Argentina. Editorial: Paídos.

1 comentario:

Mario dijo...

Teniendo en cuenta que estudio medicina, me gusta poder conocer diversos estudios y cosas relacionadas con la neurociencia. Por eso trato de estudiar mucho. Cuando tengo la oportunidad trato de buscar Pasajes Baratos y poder ir a universidades e importantes centros neurológicos de otros países